ESTE REMEDIO ES UN CUCHILLO PARA CORTAR DE RAÍZ, COLESTEROL, DIABETES, INFECCIONES Y MÁS

Nuestro organismo requiere de la alimentación o más bien los nutrientes de la comida que consumimos para funcionar de forma eficiente, eso no es nada nuevo, el problema está cuando consumimos cosas que no lo ayudan a funcionar como se debe.

Si empezamos a consumir comidas altas en colesterol negativo o en grasas saturadas, a pesar de que pueda absorber un poco de nutrientes, llenaremos nuestro organismo de grasas y problemas que pueden ser hasta mortales de cierta forma.

Un ejemplo claro de esto es la presión arterial, cuando consumimos demasiadas grasas, estas obstruyen la sangre y provocan serios problemas de salud, pero no te preocupes que con este remedio natural acabaras la grasa y el colesterol de forma natural.

El remedio que acaba con el colesterol y la grasa

Para preparar este remedio necesitarás lo siguiente:

* 4 limones orgánicos con cáscara

* 1 raíz de jengibre de 3 a 4 centímetros o sino, dos cucharadas de jengibre rallado

* 4 cabezas de ajo

* 2 litros de agua

Preparación

* Debes lavar bien los limones y proceder a cortarlos en pequeños trozos

* También debes pelar todos los dientes de ajo

* Coloca el limón, el ajo y el jengibre en tu licuadora, procede a mezclarlo hasta que se consiga una buena textura.

* Procede a colocar la mezcla en una olla.

* Agrégale el agua a la olla y ve revolviendo mientras hierve.

* Cuando ya hierva, apaga el fuego y espera a que se enfríe por completo

* Esta mezcla debes colarla y colocarla en una botella de vidrio preferiblemente.

Método de uso

* Debes beber un vaso de esta mezcla dos horas antes de cada comida, preferiblemente con el estómago vacío.

* Esto debes hacerlo por 3 semanas seguidas sin interrumpir, después, descansa del tratamiento por una semana y procede hacerlo de nuevo.

Debido a que cada parte de este remedio es natural y tiene beneficios distintos, no hay necesidad de que tomes algo adicional para potenciar su uso.

La semana de descanso es para darle tiempo al cuerpo de que absorba todos los nutrientes sin problemas y así no desperdicies tu remedio ni los ingredientes de una forma que no vaya a ayudarte.

Si te gustó este artículo no dudes en compartirlo.